martes, 18 de agosto de 2009

Cascada en el granito

Después de una dura subida apetecía beber agua, soltar bártulos y disfrutar de las cascadas. Los dejamos ahí y nos pusimos a hacer fotos.

21 comentarios :

  1. un lugar aparentemente idilico, seguro que lo es
    buen lugar para hacer fotos saludos compañero

    ResponderEliminar
  2. Un paraje lleno de encanto, con el canturreo del agua y acariciados por el aire de la montaña.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Estraño y al mismo tiempo precioso paisaje.
    Muy bien fotografiado, me gusta el toque de las mochilas.

    saludos.

    ResponderEliminar
  4. Gracias.

    Brujo, idílico y muy cercano a nosotros. A pesar de ello hacía más de 30 años que no subía.

    Luis, por aquí domina el granito desnudo sin que la montaña llegue a ser muy alta, lo que da lugar a lugares así.

    Mª Ángeles, extraño pero impresionante es este lugar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Y no os disteis un bañito?

    Como me recuerda a la zona dela Calderas en la Sierra de Neila (Burgos).

    La foto estupenda con esos bastones y la mochila en primer término.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Pues ahí precisamente... como que no. No hay sitio para que entre un cuerpo del tamaño del mío y además es una zona donde tienes que mirar donde pones los pies. La laguna de arriba es otra cosa. Pronto saldrá una foto de ella.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. como admiro a los que tenéis esas ganas y ese espiritu de aventura para ante un monte tirar pa´arriba con una sonrisa en los labios y además con tanta carga. espero ver pronto las fotos que hicisteis.

    ResponderEliminar
  8. Gracias Ripley. La subidita se las traía aunque es más aparente que real y lo de la sonrisa en los labios... pues hacía un calor...

    A mi me quedan dos o tres por poner de esta excursión, creo que ya tengo todas programadas, así que irán saliendo en los próximos días.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. … con la mirada en cualquierparte…

    Supongo que, por el granito, está en la zona de Béjar o Gredos. Tengo que volver... cuando no haga calor.

    ... saludos

    CR & LMA
    ____________________________

    ResponderEliminar
  10. Curiosa la forma que tiene aquí la roca, parece una calavera desfigurada, menos mal que el agua refresca un poco la escena, Besos.

    ResponderEliminar
  11. Gracias.

    Ñoco, a dos pasos de Béjar, en línea recta, por carretera son 40 km. Es la subida a la Laguna de Solana accesible, aunque en invierno por otro camino, prácticamente todo el año.

    Henar, mira por donde no me había yo fijado en lo de la calavera...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Pues el esfuerzo valio la pena y ahora nosotros disfrutamos de esa estupenda imagen, gracias.
    Besossssssss

    ResponderEliminar
  13. Gracias M. Teresa. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Ah, pues ahora que lo dices nos hemos dado cuenta por el tubo que sale en la foto que está cerca de la laguna de Solana. Pues el agua está fría, pero fría fría, qué fría. Bueno, por aquí dicen que soy una friolera, jejeje

    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Gracias Carmen. A ver si nos leemos las etiquetas de la entrada... jejejeje.

    Tienes razón el agua está fría, es agua de montaña, pero no de las más frías de la sierra, el embalsamiento de la laguna hace que suba algún que otro grado.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Pareciera un oasis en medio del desierto para llenar de frescura !

    ResponderEliminar
  17. Gracias William. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Una maravilla de sitio Juan Carlos. Me encanta el alma de granito de Gredos.

    ResponderEliminar
  19. Gracias Kiko. El granito aflora casi en cualquier lugar que mires una vez pasas de los 1.000 m. de altura.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  20. Pues tiene toda la razon Henar, si que parece una calavera!

    Que sitio mas bonito, compensa la caminata, ya hay que ser valientes para las caminatas veraniegas!

    Abrazos

    ResponderEliminar
  21. Gracias Merce. No hacía mucho calor y el agua acompañaba por todas partes.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar