sábado, 27 de febrero de 2010

Un paseo cerca de las nubes (IV)

Ya estábamos arriba, pasaban por encima, por debajo, ¡¡a nuestra altura!!


Era el momento, un primer plano de un buitre en vuelo es un buen trofeo fotográfico. Así que le vi venir, el corazón se aceleraba, la cámara con el 70-300 puesto pesaba una tonelada y temblaba más que un terremoto de grado máximo, reductor de movimiento, focal a 300 para que quedara cerquita, ¡enfocado! y una serie de ocho fotos de las que os enseño tres.


En la última, quizá molesto por tanta persecución entre las ruinas de la cumbre en la que estábamos, me miró de forma desafiante.

36 comentarios :

  1. puuffffffff casi me pones a mil quinientas por hora montando el objetivo, enfocando, apuntando, buscando, aayy ayaaay que lo he perdido!!! jajaja esto me recuerda a algo :)

    joeerrr que pasada!!! La primera es una pasada pero la mirada de la ultima produce cierta inquietud. Buenos disparos, uno vive momentos emocionantes con estas fotografias :)

    Biquis

    ResponderEliminar
  2. Hola Bejarano, ¿conoces a Carlos Martin Olleros? vive en Bejar. Tienes fotos espectáculares, bueno también teneis terreno para ellas. Un saludo

    ResponderEliminar
  3. Muy buena serie! le cazaste en pleno vuelo.

    Yo, no hubiera tenido tanto valor... jajajajaja. Menos mal que hay hombres con coraje, que no se amilanan con ese "Rey de los cielos".

    Espectaculares, de verdad que sí.

    Un abrazo !valiente! jejejeje.

    ResponderEliminar
  4. Hermosas imagenes y letras nos acercas en este día.
    Ha sido un placer acercarse a tu espacio.

    Gracias por compartir.

    Cálido abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Gracias.

    Merce, total, para estas fotos concretas, todo lo que cuento no pasó de 15 segundos... así que fue intenso, sí.

    Pilole, pues no, no le conozco, a menos por el nombre. Gracias por pasar por aquí.

    Mediterráneo, tranquila que no se acercaban demasiado, pasaban totalmente de los ocho o diez humanos que en ese momento estábamos allí haciendo lo mismo.

    Paco, fue una oportunidad, no voy a decir que irrepetible, pero sí que no se da todos los días. para alguien como yo acostumbrado a fotografiar cosas estáticas.

    ResponderEliminar
  6. Formidables, Juan Carlos. Puedes estar orgulloso de haberlo "cazado" tan estupendamente. No es nada fácil.

    Me ha encantado esta serie.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Muy buena Juan Carlos, eso es ir a la caza y captura y traerse el mejor trofeo.

    Seguro que te miraba para salir en la foto, no pienses mal, jajajaja.

    Un abrazo
    el lio de Abi

    ResponderEliminar
  8. caray Juan Carlos, que fotos!! esto son palabras mayores. Cuantas personas pueden presumir de fotos asi? la primera es alucinante y la ultima inquietante. te imagino y veo un tremendo subidon de adrenalina, apuntando y disparando. que momentazo!! (boris dixit) fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Lo primero darte las gracias por tus animos.

    Me parece buenisima toda la serie. En la ultima foto, cuando el bicho te mira, tiene que acojonar un poquillo no?

    ResponderEliminar
  10. Puffffffff....con las prisas del proceso para hacer la fotografia, estoy agotada jajajajaja....en esos momentos se pone el corazon a mil....

    Fantastico.

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Me encanta ver volar a esos pájaros.
    Saluds.

    ResponderEliminar
  12. Gracias.

    Jota, no, de fácil no tuvo nada porque o utilizaba el enfoque manual, con el tiempo que podía perder, o me arriesgaba con el auto, pero teniendo que tener al pajarito siempre en su sitio. Hice esto último.

    Abi, de verdad, yo creo que se cansó...

    Ripley, todo un "momentazo" y más teniendo que tener el ojo libre intentando adivinar donde estaba el final de la cumbre no fuera a ser que volara como los buitres... pero sin alas.

    JL, en el momento de apretar el botón ni me di cuenta, fue después cuando lo vi y, al menos, sí me inquietó.

    Mª Ángeles, había prisa, había prisa, como en el anuncio de la fabada, fue un momento único, porque no me dieron otra oportunidad tan buena a partir de estas fotos.

    Pinto, encantado de verte de nuevo aquí.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Que bellas se ven las cosas desde esa altura. Y eso de plantar cara al buitre... Gran momento! Muy buena caza, Juan Carlos... fotográfica claro.

    ResponderEliminar
  14. Gracias Araceli. Fue el buitre el que me plantó la cara a mi jejejeje.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Impresionante serie! Mira que yo les voy detrás pero no hay manera de conseguir esa nitidez.
    Felicidades!

    ResponderEliminar
  16. Que elegancia en el vuelo...Un saludo

    ResponderEliminar
  17. Para mí pensar en hacer estas fotografías es pensar en ciencia ficción. Joer que bueno eres chaval. Mejor sigo robando, es más descansao. je je.
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Unas capturas del buitre en vuelo muy bonitas.

    Saludos

    ResponderEliminar
  19. Gracias.

    Olga, solo hay que buscar el sitio adecuado, uno de ellos es este y tener paciencia y los nervios templados. Antes o después, en menos de 15 minutos, acabas teniendo la oportunidad.

    Toni, estos pájaros tan grandes siempre son elegantes en el vuelo. La pena es que solo había buitres, o al menos eran los únicos que volaban.

    Marina, de ciencia ficción nada, lo del subir hasta allí quizá un poco cansado porque debe haber como 50 escalones, pero una vez en el lugar no hay mucho problema, solo un pelín de suerte.

    Bernardo, podrían haber sido mejores sin el cielo plomizo y un objetivo más luminoso pero... es lo que había y lo aproveché.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Buenas fotos. En la última parece que está diciendo "necesito media hora a solas contigo, veras donde te pongo yo los ojos...".
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. Uauuuu¡¡¡excelentes capturas,verdaderamente valió la pena aunque te pesara el quipo, buen aguante geniales¡¡¡

    Saludos.

    ResponderEliminar
  22. Muy buenas, vaya que sí, tenías razón, buena captura!!! Felicidades :)

    ResponderEliminar
  23. Gracias.

    Miguel Ángel, no me digas eso que no vuelvo a subirme allí...

    Cascarilleiro, valió la pena cargar con mochila, objetivos, cámara, trípode...

    Cris, costó pero se consiguió.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Wuau, son geniales estas fotografías.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  25. Realmente impresionantes Juan Carlos, me ha gustado como te ha quedado Monfragüe, esta primavera tengo que volver. Un abrazo

    ResponderEliminar
  26. Como debe ser la vida desde ese punto de vista?, Monfragüe es una pasada
    Muy buenas tomas
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  27. Gracias a los tres.

    Darilea, son fotos ¿pensadas? Pues no... lo cierto es que nunca creí que los iba a tener tan cerca.

    Kiko, me vas a permitir que te responda en esta entrada a los comentarios que has hecho en las cuatro partes que van hasta ahora (faltan dos).

    La fuente que saco en la primera, si no recuerdo mal, es, o eso ponía allí la "Fuente de los tres caños", me suena lo del francés pero no era lo que ponía allí. Los buitres, sí, impresionantes, sin miedo a pasar cerca, desafiantes incluso. Aunque en ningún momento se posaron en la cumbre y cuando se posaron en otros lugares era casi imposible hacerles una buena foto. El paisaje... pues ya le conoces, la típica dehesa de Extremadura, e incluso de Salamanca, pero que en el caso de Monfragüe tiene algo más que no sabría definir.

    Como te digo quedan dos entradas, una de detalles de los árboles y otra, la última, de buitres de nuevo. Después daremos un salto geográfico.

    Ángel, he estado/pasado tres veces por Monfragüe y esta última es, sin lugar a dudas, la que más he disfrutado. Será porque no hacía calor y porque los buitres estaban con ganas de dar espectáculo. A ver si para otra ocasión pillo una cigüeña negra o algún animal sin alas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  28. Buenas fotos, Juan!
    Saludos.
    João

    ResponderEliminar
  29. te doy la enhorabuena porque la cosa pintaba dificil y vas mejorando la serie copmop las buenas peliculas, un abrazo

    ResponderEliminar
  30. Gracias.

    Joao, encantado de verte por aquí.

    Manuel, pintaba muy difícil pero se logró. Quedan dos entradas que ya fueron más fáciles, sobre todo una jejejejeje, a un árbol.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  31. ¡Vaya que si te miró el buitre! No sé no cómo te atreviste a diparar jeje... me gusta la primera ;-). Saludos.

    ResponderEliminar
  32. Gracias Junkal. No fue difícil el atrevimiento, lo difícil fue pillar al buitre para que posara.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  33. Qué bien te lo pasas :)) Intrépido fotógrafo. Después ya no se sabe si uno prefiere la imagen o la anécdota, al menos a mi me pasa así :)
    Magestuosas. Siempre me ha encantado las plumas finales de las alas, como se voltean...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  34. Gracias Haideé. Procuro pasarlo lo mejor posible.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

  35. Una serie fantástica y, dadas las condiciones, asombrosa.
    Es imponente cuando, a tres metros de tu cabeza, cortan el viento con un ruido que jamás habías oído antes. Eso vale más, incluso, que una buena fotografía.

    un abrazo

    CR ____________________________________
    LMA

    ResponderEliminar
  36. Gracias Ñoco. Las condiciones pues imaginate... las de primeros planos subido en el pequeño cerro donde está la torre procurando no tropezar ni caerte...

    Lo del sonido es cierto, pasan al lado y parece que te rodea esa especie de siseo que la primera vez te desconcierta.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar