A partir del 9-11-2017 este blog quedará inactivo aunque puedes seguir visitando entradas anteriores. Puedes seguirme en Google+, Instagram, 500px o Twitter (ver enlaces más abajo).

miércoles, 7 de noviembre de 2012

¡Qué flores más bonitas!

Y que pequeñas... A ver.. una foto... Y de pronto, y a pesar de no llevar objetivo macro, te encuentras con un "monstruo" antediluviano escalando una de ellas. Pero lo cierto es que te enteras cuando ya has disparado y estás mirando la foto en la pantalla... Si es que... vaya despiste que se gasta uno. Entonces ya buscas al bicho, lo fotografías a placer... y el tan quieto, esperando a que esa monstruosidad negra y brillante que esta a pocos centímetros, se largue para poder seguir con lo que estaba haciendo.

¡Ojo! Próxima entrada el viernes. Muy especial.

18 comentarios :

  1. Hay veces que sin darnos cuenta y despues de visualizarlas en grande, es cuando nos llevamos la sorpresa, menuda la tuya, por que la verdad es que lo merece,,,, me gusta mucho con o sin bichos, un abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  2. Es cierto. Me ha pasado más de una vez. Disparas creyendo que lo estas viendo todo y al procesar te encuentras con sorpresas.
    Genial.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Gracias.

    Bird, la pena es que ni trípode, ni macro, ni nada. A pulso. Por eso quizá no haya salido todo lo bien que quería pero lo suficiente como para enseñároslo.

    Luis, ni al procesar esta vez... ampliar en la cámara para ver la nitidez y apareció.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Curioso bichito!!! cuantas veces nos llevamos sorpresas cuando vemos luego las fotografías en grande, en este caso creo que agradable
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Gracias Ángel. Bueno, este no desagradaba demasiado la vista con tanto colorín y sin alas ni aguijones se podía uno acercar a él sin problemas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Es que el bicho, antediluviano y todo, le encanta hacer posados. ¿Nos ves que te estaba poniendo su lado más chic que es el culete? ¿O es la cara? Abisal y antediluviano resulta hermosa tanta fealdad junto a la hermosura de la flores, ¿no crees?
    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Hola Juan Carlos, de unos años a esta parte veo este bichejo y no tengo ni idea de que es, pero como tu dices parece antediluviano. Mas de una vez pasa que te encuentras sorpresas en las fotos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Gracias.

    Carmen, estaba de cara, pero a pesar de ser un bicho estaba muy colorido.

    Abi, yo los he visto, pero en color pardo, muchas veces. Este tan multicolor era la primera vez.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. La verdad es que eso nos ha pasado a todos, disparas y cuando miras la pantalla, sorpresa!. Pero la ley de Murphy dice que cuando te pasa eso y vas a tirar otra para centrarte en esol, ya no esta.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  10. Gracias JL. Por eso decía que afortunadamente no tenía ni alas ni aguijones y no podía escapar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Gracias JL. Por eso decía que afortunadamente no tenía ni alas ni aguijones y no podía escapar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Hay ocasiones que aparecen sin que te lo esperes y cuando quieres que estén se largan sin que te de tiempo a nada, por eso cuando se presenta la oportunidad hay que aprovecharla.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  13. Gracias Jesús. Así es. En este caso tuve todo el tiempo que quise para sacarle.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  14. ¿el viernes? ¿de que mes y año? me falta informacion, ahora tendré que estar pendiente desde mañana. Si es así no se puede, no se puede, no.

    abrazos

    ResponderEliminar
  15. A ver Ripley... ¿qué día es mañana? Pues eso. Mañana.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

  16. · Un buen fondo, una buena luz, y zás! pillado

    · Saludos

    CR· & ·LMA
    ________________________________
    ·

    ResponderEliminar
  17. No te quejes que te dió tiempo para volver a sacarlo:))
    Buenos colores.
    Arregladas las chimeneas!! Gracias lo tendré en cuenta para siempre!!
    Un beso.

    ResponderEliminar
  18. Gracias.

    Ñoco, si es que el momento era único...

    Laura, me dio tiempo porque no tenía alas, sino... Lo de las chimeneas y los horizontes rectos es de lo primero que hay que tener en cuenta. Mejor así, rectos.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar