A partir del 9-11-2017 este blog quedará inactivo aunque puedes seguir visitando entradas anteriores. Puedes seguirme en Google+, Instagram, 500px o Twitter (ver enlaces más abajo).

lunes, 16 de marzo de 2009

Calleja zamorana

Al fondo los árboles que preceden a la Catedral.

26 comentarios :

  1. Coqueta callejuela la que desemboca en la Catedral, curioso los altos que cruzan de lado a lado la calle. Conseguistes buena luz a pesar del dia gris que parece que hacia.
    Bonita toma de la callejuela.

    Saludos

    Jose Casielles

    www.casielles.es

    ResponderEliminar
  2. Este curioso pasaje invita a pasar por el hasta llegar a la plaza de los árboles del fondo, que se intuye como un remanso precioso para el visitante.

    ResponderEliminar
  3. Gracias.

    Jose, cierto, un día muy gris pero lo peculiar del lugar invitaba a disparar.

    Araceli, el fondo es la plaza de la catedral, ese día, por cierto, en obras. Pero cuando lo hayan acabado, con los jardines que hay al lado para asomarse a la muralla y la iglesia misma es un buen sitio para pararse.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. La verdad es que no recuerdo este sitio. Fíjate que pensaba que era otro lugar cualquiera y me paré a leer dos veces "zamorana". Me fijaré la próxima vez que visite la ciudad.
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Preciosa callejuela que intuye la mejor de las recompensas al pasar el último arco. El encanto de estas calles es especial, te hace trasladarte en el tiempo aunque estemos en el siglo XXI. Saludos!

    ResponderEliminar
  6. Gracias.

    Carmen, es una calleja que sale justo enfrente de la catedral.

    Junkal, me llamó la atención a pesar del aspecto moderno que la pintura y el cemento le dan a las paredes.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. a mi me gustan mucho estos callejones, tienen un regusto especial para pasearlos. los altos como dice Mª angeles presupongo que serán un añadido posterior en el tiempo para comunicar los edificios, en cualquier caso el conjunto es bonito y si al final se ve la catedral pues mucho mas.

    ResponderEliminar
  8. Callejas llenas de encanto, que miran desde esas piedras perennes soportando el peso de los nuevos añadidos, impasibles ante el tiempo, queriendo invitarnos a vivir así con paciencia el tiempo de pasearlas. Pasadizos de comunicación, cercania... Qué diferencia del la convivencia de hoy...
    También me gustan esos árboles del fondo, una sugerente invitación a acercarse a ellos.
    Buena toma

    ResponderEliminar
  9. Gracias.

    Ripley pues no sé si añadidos posteriores o símplemente remozados. Son bastante habituales; aparte de Zamora los hay en Béjar, en Medina de Pomar, en Toledo...

    Haideé, efectivamente que diferencia a como se tomaba la vida antes, con cierta tranquilidad a la velocidad de ahora.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Una callejuela que invita a ser fotografiada, muy bien reflejada.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Encantado de conocerte, Juan Carlos, la verdad es que tu blog nos ha encantado a mi esposa y a mi, nos gusta mucho viajar, pero hasta ahora no nos habiamos planteado subir fotos, de todas formas aun nos queda mucho que aprender.
    No conozco Zamora, pero la foto me recuerda mucho a algunos callejones de Toledo por los que hemos paseado mucho, nos queda a 40 Km.
    UN SALUDO.

    ResponderEliminar
  12. Gracias.

    Abe, efectivamente invitaba, atraía,...

    Fernando, pues espero que pongas muchas fotos como la del Río Cuervo, y las anteriores por supuesto. Me alegro de que os haya gustado mi blog.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  13. Una foto muy chula. Esas callejuelas siempre tienen encanto e invitan a fotografiar. Un saludo

    ResponderEliminar
  14. Exquisita la toma, y que bien conservada se mantiene la calle a pesar de su aspecto antiguo. Te han quedado barbaros los tonos suaves, incluso el verde musgo que se ve en una de las paredes. Los faroles le dan un autentico toque, me la imagino nocturna :) y los arboles al final le dan mucha profundidad. Muy buena y bonita.

    Bicos.

    ResponderEliminar
  15. hermosa foto de esas callejuelas que tiene uds. muy bien lograda

    ResponderEliminar
  16. Gracias.

    Andrés, me encanta caminar por estos sitios que parece que te van a revelar una antigua historia en cualquier esquina.

    Merce la verdad es que con esos tonos pastel de las paredes y lo gris del día... Lo cierto es que no me gustó que estuviera tan excesivamente bien conservado pero ello no quitaba para hacerle la foto.

    Ricardo, supongo que por ahí también habrá callejuelas interesantes aunque quizá más modernas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  17. Muy buen encuadre, me gusta la toma que has hecho.

    ResponderEliminar
  18. Perfecta la profundidad. La luz del fondo nos hace mirar hacia los árboles en la primera vista de la foto, y eso es un gran acierto.

    ResponderEliminar
  19. Me encantan estos rincones de los cascos antiguos de las ciudades, pasear por ellos da una imensa sensacion de paz.
    buena foto.
    saludos

    ResponderEliminar
  20. Gracias.

    Henar, la inspiración y la compañía cuentan mucho a la hora de hacer fotos.

    Andrés, al principio no sabía si los árboles me estorbaban o no pero al final vi que aportaban profundidad a la foto y ahí se quedaron.

    Toni, los cascos antiguos transportan a otros tiempos que, si bien tenían sus inconvenientes, aportaban una forma de vivir mucho menos acelerada que la de ahora.

    ResponderEliminar
  21. Mucho bela esta foto! Me ha gustado mucho el enquadramento!
    bejos

    ResponderEliminar
  22. Gracias Missixty. Saludos.

    ResponderEliminar
  23. buen encuadre...y con una iluminacion muy homogenea, cosa a veces dificel en este tipo de fotografias. Saludos.

    ResponderEliminar
  24. Gracias Yo. La iluminación la dió el día tan gris que se puso. Saludos.

    ResponderEliminar
  25. Muito boa esta foto, gosto dos teus trabalhos. Um abraço.

    http://fotografiafernandopeneiras.blogspot.com/

    http://dourovintagephotos.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  26. Gracias por tu visita Fernando. Un abrazo.

    ResponderEliminar