Este blog está inactivo. Puedes seguir visitando entradas anteriores y comentando. Continúo en Google+, Instagram, 500px o Twitter (ver enlaces justo debajo).

viernes, 19 de septiembre de 2008

Utilitario

No, no es mío, estoy seguro que no lo sabría aparcar y que gasta gasolina como si fuera un cohete. Pero me lo encontré esperando, supongo, a una boda que había en la iglesia de al lado. Estaba el Rolls rodeado de gente haciéndole fotos así que no me corté y le hice unas cuantas.

22 comentarios :

  1. Hace poco intenté fotografiar uno, pero en movimiento, con lo que no pillé la figurilla.
    Me gustan los brillos que le has sacado.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. uisss si es como el mio!!! o quizas no? aissss no se, ahora me confundo, creo que el mio no tiene, no no, ahora me doy cuenta que no tiene nada de lo que veo en la foto, jajajaja
    vaya vaya como os los gastais !!
    Buena toma.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Bonita foto, coche con mucho simbolismo y mas presencia.
    Muy buena perspectiva.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Con la elegancia que tiene este coche cualquiera no se pararía a sacarle una foto.
    La foto me gusta sobre todo el enfoque del coche que destaca sus brillos.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Gracias a todos.

    Mayte, afortunadamente yo lo pillé parado y, para más suerte, el hueco que me dejaron para hacerle la foto, yo no era el único como digo, me permitió una buena composición.

    Mª Teresa, tampoco era mío. De todas formas no me gustan los coches excesivamente grandes porque son complicados de aparcar y tediosos de limpiar.

    Abe, la marca es un símbolo dentro del mundo del automovil y fue la primera vez que vi uno en plena calle.

    Riveiro, lo de los brillos fue una suerte, si no me hubieran dejado asomar la cámara por este hueco no habrían salido.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Genial, buen encuadre y nitidez, muy bien controlados los reflejos, buena toma, te felicito.
    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Gracias Albert. Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Que mas puede pedirse de haber captado en la misma foto la lujuria, envidia, pereza...en fin, lo que a todos nos gustaria, pero con chofer...saludos!!!

    ResponderEliminar
  9. Gracias Alex, desde luego este coche evoca todo eso que dices.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Difícil de ver por las calles.... una obra de arte andante, ...... alguna foto del pajarito en primer plano??

    saludos!!

    ResponderEliminar
  11. Hola José María. Pues sí tengo una foto del pajarito pero solo más de cerca pues la dificultades para conseguir un buen encuadre dada la expectación eran importantes. No la he subido al blog porque me gustó más esta que está publicada.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Es una chulada verdad ? muy díficil de resistirse a hacerle fotos ....

    Te dejo mis saludos y que pases muy buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  13. Viva los utilitarios, si no fuese porque comen y beben como cosacos, donde esté un 600 no te parece Juan Carlos, esto si era un utilitario.

    Tu no te cortes nunca, hay que echarle cara a la vida que la vida está muy cara.

    Venga muchacho, saludos y buen finde.

    ResponderEliminar
  14. A mi me encantaria provarlo han de ser una gozada, una foto muy nítida.
    Por cierto pasa por mi blog que hay algo para tí.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Gracias a los tres.

    William era irresistible... estabamos seis o siete personas haciéndole fotos al mismo tiempo.

    Joan yo tuve un 600 hace muchos años, anda que no iba bien ni nada. Eso sí correr no corría ni empujándole.

    George... a ti todo lo que tenga ruedas ¿eh? Me pasaré por tu blog para ver que hay.

    Un abrazo y buen fin de semana a los tres.

    ResponderEliminar
  16. Yo quiero uno de estos, coincido con albert en el tema de los brillos y con alex en lo que evoca.Saludos

    ResponderEliminar
  17. Gracias Rubén. Saludos.

    ResponderEliminar
  18. Es que un rolls siempre es un rolls, siempre atrapando retaos de vida eh?
    bonita
    la araña cojonuda,saludos brujos

    ResponderEliminar
  19. ¡Caray! con el utilitario, y yo que me la había perdido, no vale...
    me estuvieron escondiendo la linea, jajaja...
    Bonita, me gusta que hayas realzado el morro, lo hace más grande aún si cabe, y también las escaleras, como dando más realce a la elegancia del coche, me gusta, me gusta, todo...:)
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  20. Gracias a los dos.

    Pues sí Brujo, atrapando en la cámara lo que se pone por medio.

    Haideé fíjate que en las escaleres ni me fijé... Me alegra que te guste.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. pues a mí si que me gustan los coches grandes, que le vamos a hacer, otra cosa es poderlo tener. te contare una historia que me hiciste recordar con tu foto. Hace un invierno estaba paseando por los jardines de palacio (dicho así parece raro pero bueno) y resulta que ese dia estaba tb por ahi el rey en no se que asuntos de recepciones a no se que representantes extranjeros, el caso es que llegaba la hora de salir y los curiosos nos pusimos a esperar como solo saben hacerlo los curiosos, nevaba en Madrid y hacía un frio del carajo pero ahí estabamos todos apostados con camaras y moviles esperando el momento, y el momento llegó, salieron varios coches a modo de escolta y finalmente un rolls que supusimos de su majestad, digo supusimos porque ver lo que se dice ver no vimos nada. tengo fotos de aquello aunque lejanas y no sirven para aclarar nada pero oye, siempre podré contar esta aventurilla a los nietos. ah y ahora lo importante, tu foto me gusta mucho por las mismas razones que ya te han contado antes sin tantos rollos, quiza me sobran las piernas del tipo de la izquierda pero bueno esto es por chinchar mas que nada.

    ResponderEliminar
  22. Gracias Ripley, me alegro de que te guste. Lo de las piernas esas que salen pues, en fin, que no le iba a decir al paisano que se quitara, bastante tenía por luchar con el resto de gente con cámara a cuestas.

    Y curiosa historia, yo solo estuve esperando una vez al Rey, la única vez que vino aquí hace 25 años y como salía al balcón del Ayuntamiento no había problemas para verle. Pero claro... otros vivís en la Villa y Corte y hay más oportunidades.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Dado que el blog está inactivo todos los comentarios tienen moderación previa para evitar el spam, pero no te preocupes, si el tuyo es un comentario "normal" saldrá publicado.